0
0
0
s2smodern

 Reseña de la labor profesional de la destacada publicista, escritora, académica y fundadora de la TV Cubana

Aunque lo más conocido de su trayectoria fueron sus estrategias comunicativas-simbólicas mercantiles, de bien público y de objetivos políticos-ideológicos-culturales, su incesante bregar fue más vasto.   

Comenzó su vida laboral en 1946, como secretaria de Tropical agricultural.  

En 1947 egresa de Contaduría y Secretaría comercial en la Academia Valmaña. Debuta como redactora publicitaria en Sars Roebuck.

Para octubre, comienza a trabajar en Unión Radio (1) como secretaria del Director General, Gaspar Pumarejo Such (2). Además, se desempeña como redactora y gestora de anuncios para las transmisiones de baseball.

“Unión Radio era una emisora pequeña donde la mayoría hacia  diversas funciones. Fue un crisol y ese mismo espíritu lo hereda su televisora. Allí escribí comerciales antes de 1948, cuando la mayoría de los anunciantes pagaban con productos y las radioemisoras hacían todo el trabajo publicitario”(3).

Unión Radio la hizo protagonista excepcional de la fundación de nuestra primera televisora: “En los últimos días de 1949, Pumarejo- me solicita en la noche en casa - algo inusual entonces-. En la emisora encuentro a Enrique Pumarejo,  el contable -hermano de Gaspar- y a  Pérez Colon, el abogado. Me preguntan si hablo inglés  pues al día siguiente nos reuniríamos con unos  norteamericanos  para  traer la televisión a  Cuba” (4).

Igual labora en Canal 4 (Unión Radio TV). Desde octubre de 1950 organiza la programación y, dentro del Departamento de Ventas gestiona anuncios y aplica acciones mercantiles. 

Pasa en 1952 a la filial cubana de la norteña Guastella McCann Ericksson.

Funda de la Asociación nacional de profesionales publicitarios.

Entre 1953 y 1955 redacta anuncios en la agencia Crusellas y dirige la publicidad en la cadena radial Circuito Nacional Cubano (5). Durante esa década, dirige la redacción de anuncios en Guastella y MacCann Ericksson y realiza anuncios radiales-televisivos.

A partir de 1959 asesora al interventor del Canal 12 Telecolor S.A. Luego, en octubre de 1960, junto a René Ortega y José Varela Tejón, participa en la confiscación de CMQ S.A. e interviene las publicitarias –foráneas y nacionales– en La Habana.

Desde el 25 de febrero de 1960 participa en la primera prueba de 24 horas sin comerciales en la programación radial- televisiva nacional, que genera la desaparición de los anuncios en los medios electrónicos (6).

Ya en 1961 integra el equipo gestor de la estrategia comunicativa para la Campaña de alfabetización,  que desde el 17 de abril se esparció durante un año por toda Cuba.

“Ramón Veloz y Esther Borja cantaban la estrofa de una canción que insertamos en la programación de cambios: “Alfabetiza cubano, que Cuba te premiara con la bandera cubana. 

“Los símbolos fueron el farol y la cartilla. No fue fácil romper las fuertes tradiciones y lograr que los jóvenes- incluso muchachitas adolescentes-  dejaran sus casas solos por tanto tiempo” (7).

Bajo la orientación de Ernesto Guevara, que en 1961 dirige la Oficina de publicaciones del Departamento de Industrias del Instituto nacional de Reforma Agraria, núcleo de la actividad mediática nacional, Mirta asume  la Sección de Publicidad.

De 1962 a 1963, en el Instituto Cubano de Radio y Televisión (Icrt), orienta la divulgación,  escribe y dirige programas infantiles para radio y televisión.  

“Así inaugura una estrategia televisiva orientada a rescatar la fantasía e imaginación infantiles y la  tradición de hacer cuentos a los niños (8). Ejemplos: Amigo y sus amiguitos (9); Muñecones, El circoLas sombras chinescas, donde despliega diversos roles. Fue también la etapa de Trompoloco, de Chorizo y de Marta Falcón haciendo puestas de voces inolvidables” (10)

En Canal 6 dirige la Divulgación y la programación infantil televisiva. “Entonces la actuación en programación infantil se consideraba un arte menor, incorporamos  a muchas de las estrellas  de la actuación”.

A lo largo de 1963 integra la primera delegación artística del Icrt, que dirigida por Amaury  Pérez García, actúa en la televisión alemana durante la visita del presidente norteamericano a Alemania Federal (11).

Dirige la Campaña de solidaridad con Viet Nam, en poaralelo a su creación artística en la programación fílmica, festivales, etc.

Desde 1969, en la esfera ideológica despliega la más amplia comunicación persuasiva: asesora y conduce la divulgación, propaganda e información en organizaciones; asume variadas funciones políticas; alienta la investigación aplicada con diversos fines y con sapiencia y experiencia; crea versátiles acciones comunicativas:

“Amo el trabajo de equipo. Cuando la creación colectiva se pone en función de un objetivo común, el resultado es soberbio, hermoso y lo que importa –en lugar del crédito personal- es el resultado.

“Lo importante es comunicarse con la gente. La publicidad me ha permitido contribuir a agilizar los avances en cualquier frente. Ya sea movilizando la compra o  el uso racional de productos o en la ideología, logrando una acción o actitud colectiva.  La técnica carece de ideología pero su aplicación requiere conocerla a ella y al público” (12).

Asimismo funge de Directora editorial en las Revistas impresas Tricontinental, Mujeres y Muchachas. Fundó el Instituto de la Demanda Interna y, años más tarde, la Asociación Cubana de Comunicadores Sociales. 

Retó a los años, incansable, talentosa y vital en sus últimas etapas:

Destacó como Académica en la Universidad de La Habana, autora de libros, representante y editora en la Editorial Ocean Press (13), organizadora de ferias comerciales, diseñadora de campañas comunicativas, gestora de publicaciones y eventos científicos, así como de un modelo de comunicación experimental aplicado en la empresa Brascuba.

La Revolución cubana enriqueció su vasta trayectoria (14) con una visión diferente de pensar el arte de combinar los conceptos, las formas, los símbolos, las palabras y las ideas.

Notas y referencias:

(1) Emisora capitalina fundada en 1947. Inicialmente estuvo en Prado 107 y Prado 111, Centro Habana.

 (2) Nacido en Santander, España. Residió en Cuba desde joven y devino popular locutor, director de Programación en CMQ  Radio hasta 1947, cuando funda Unión Radio, su debut como accionista mayoritario y director general mediático. Desde entonces, protagoniza múltiples momentos y prácticas fundacionales en el ámbito radiofónico-televisivo hasta 1959.  

(3) Entrevista ofrecida por Mirta Muñiz Egea a esta autora el 6 de mayo de 2002.

(4)  Ídem.  

(5) En La Habana solo radicaron dos cadenas radiales de capital no habanero: CNC, propiedad de ejecutivos santiagueros, y RHC, Cadena Azul, del villaclareño Amado Trinidad  Velasco.

(6) El desmantelamiento del sistema publicitario radial-televisivo cubano dispersa a los publicistas hacia diferentes sectores.

(7) Entrevista ofrecida por Mirta Muñiz Egea a esta autora el 6 de mayo de 2002.

(8) Ídem.

(9) Consuelo Vidal era la voz del títere “Amigo” –diseñado por los Camejo y manipulado por Ulyses– y cantaba; mientras Hortensia y Edwin hacían los diálogos del resto de los muñecos.

(10) Entrevista ofrecida por Mirta Muñiz Egea a esta autora el 6 de mayo de 2002. 

(11) La gira, prevista para diez días, abarca un periplo de siete meses por la ex URSS, Checoslovaquia y Polonia.

(12) Entrevista ofrecida por Mirta Muñiz Egea a esta autora el 6 de mayo de 2002. 

(13) Entidad australiana que publica en varios idiomas.

(14) Entre sus condecoraciones ostentaba: Medalla por el 50 aniversario de la Televisión Cubana; Dra. Honoris Causa en Ciencias Comerciales en varias instituciones foráneas y en el Premio Nacional de Televisión 2011.

Escribir un comentario

Comparta sus comentarios con los internautas


Código de seguridad
Refescar

Odalys Fuentes de Arma

Actriz dramática de la Televisión Cubana. De origen muy humilde, en su natal Jarahueca, Yaguajay, Sancti Spíritus se traslada a La Habana y se inicia en la televisión, como muchos otros artistas, al ser seleccionada como modelo en una Convocatoria para el programa realizado con motivo de la visita del cantante chileno Lucho Gatica.

La audición resultó un éxito y le llovieron las ofertas que la convirtieron en el rostro latinoamericano de importantes firmas comerciales de la época, lo que atrajo inmediatamente el interés de los artistas del /music hall/ y el teatro.

Fundadora del Instituto Cubano de Radio y Televisión, descolló por su actuación como Marisela, la salvaje, virginal y recia pradera venezolana en la telenovela *Doña Bárbara*, y luego en *Tierra Brava* y el *El Naranjo del patio*.  Más de 27 personajes en series y novelas de la televisión la distinguieron con la condición de Artista de Mérito del Instituto Cubano de Radio y Televisión y el Premio ACTUAR 2016 por la obra de la Vida.

La audición resultó un éxito y le llovieron las ofertas que la convirtieron en el rostro latinoamericano de importantes firmas comerciales de la época, lo que atrajo inmediatamente el interés de los artistas del /music hall/ y el teatro.

Fundadora del Instituto Cubano de Radio y Televisión, descolló por su actuación como Marisela, la salvaje, virginal y recia pradera venezolana en la telenovela *Doña Bárbara*, y luego en *Tierra Brava* y el *El Naranjo del patio*.

Miriam Mier Vidal

 Actriz, fundadora del Instituto Cubano de Radio y Televisión. Distinguida con la condición de Artista de Mérito por su trayectoria de más cuatro décadas en la pantalla y la radio, donde condujo el espacio *Nosotras* por más de 17 años. Protagonizó la aclamada serie de televisión *Para empezar a vivir*, en la que interpretó los personajes Lidia y Raquel, emblemas de la participación de la mujer cubana en los Órganos de la Seguridad del Estado del Ministerio del Interior. En 1981 recibió el Premio Internacional de Actuación otorgado en el Noveno Festival de Plovdiv de Bulgaria, con la obra teatral “Dos Padres”, escrita y dirigida por Silvano Suárez. Su personaje de La Gaviota en la obra homónima de Antón Chéjov, coprotagonizada con Frank González, le valió el premio de Actuación Femenina otorgado por la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac). Asimismo ha recibido 17 galardones por su trabajo como actriz, entre ellos, el primer Premio de Actuación Caricatos de 1997 y el Premio ACTUAR 2016 por la obra de la vida.

Luis Rielo Morejón

Actor, artista de Merito de la TV y fundador del ICRT, comenzó haciendo teatro, su primera actuación significó la realización de todos sus sueños. Consiguió el cariño y el respeto del pueblo gracias a su talento, dedicación y energía en la escena artística. Es ejemplo de humildad, honestidad y autenticidad. Su participación en entregas como *El hombre de Maisinicú*, *El brigadista*, *En silencio ha tenido que ser*, *Para empezar a vivi*r, que alcanzaron un alto impacto social, lo identifican con las vivencias del pueblo cubano en los acontecimientos que han estremecido a Cuba en estos años. Con más de 44 aventuras, en las que han primado la consagración y la solidaridad, como la reciente *LCB, Lucha contra bandidos*, le hicieron merecedor del Premio ACTUAR 2010 por la obra de la vida, otorgado por la Agencia Artística de Artes Escénicas.

 

Frank González Díaz

Actor, artista de Mérito de la TV y fundador del Icrt, conocido como el hombre de las mil voces por su participación en diversas producciones de animación realizadas por el Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos y en el Instituto Cubano de Radio y Televisión. Se inició como aficionado en grupos de teatro y musicales hasta que en 1967 comenzó a trabajar en el Icrt como diseñador de vestuario y decorador. Paralelamente cursó estudios de actuación con excelentes profesionales del radio y la televisión. Entre los reconocimientos recibidos por su labor se encuentran la Distinción por la Cultura Nacional, cuatro primeros premios de actuación en los Concursos Uneac de radio, así como el Primer premio en el Primer y Tercer Concurso Nacional de Doblaje; Premio de Narración y Actuación en Festivales de la Radio; Primer Premio de Actuación en Televisión en el Concurso Caricato 1999; Premio ACTUAR por la obra de la vida en 2016 y el reconocimiento de varias generaciones de cubanos por su desempeño como Elpidio Valdés.

 

 

 

Mario Balmaseda Maurisco

Poseedor de una obra con más de cinco décadas de prolífica existencia, que comenzó como aficionado en el teatro a finales del 60, en la primera Brigada de Teatro Obrero-Campesino. Formó parte también del Grupo de Teatro Ocuje y trabajó en obras como “María Antonia”. Luego estudió dramaturgia en la entonces República Democrática Alemana. Como director del Teatro Bertolt Brecht se consolida y dirige más de una decena de obras como “Andoba” y ha sido el autor de 13 piezas. Su trayectoria en la pequeña pantalla le ha legado al público que lo sigue inolvidables caracterizaciones en series como *Aventuras de Juan Quin Quín*, *En silencio ha tenido que ser*, *Un bolero para Eduard*o, y en telenovelas como *Si me pudieras querer* y *Añorado encuentro*. Entre los múltiples galardones de los que ha sido acreedor por su fecunda carrera se encuentran la Distinción por la Cultura Nacional, las órdenes Juan Marinello y Alejo Carpentier, otorgadas por el Consejo de Estado de la República de Cuba, la Máscara de Oro del Teatro Nacional alemán, el Premio Nacional de Teatro cubano en el año 2006 y numerosos lauros por mejor actuación masculina, mejor puesta en escena y mejor autor dramático, conferidos en disímiles concursos nacionales e internacionales.

Félix Pérez Ortiz

Inició su carrera en el medio televisivo en su provincia natal, Santiago de Cuba en los años 60. Al mismo tiempo comenzó a escribir para la radio y la televisión y otros espectáculos artísticos. Posteriormente es seleccionado para dirigir la Escuela de Formación de Actores de la antigua provincia de Oriente. Integró a la Asociación de Jóvenes Rebeldes (AJR) donde fue nombrado responsable regional de cultura en la organización, que más tarde se convertiría en la Unión de Jóvenes Comunistas. En la década del 70 se une al trabajo de aficionados del Ministerio del Interior (Minint). En 1976 parte en misión cultural para la República Popular de Angola. A su regreso a Cuba es nombrado en Santiago de Cuba responsable de cultura del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos y vicepresidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac). En el cine participó en las películas “La primera carga al machete”, “En el aire”, “Cuba en la garra del Águila”, “Habana Blues”, “Entre ciclones” y “El Benny”. Ha sido profesor de varias generaciones de actores en las especialidades de locución, narración y actuación radial. De sus actuaciones más memorables se destaca su intervención como actor y asistente de dirección en seriales como *En silencio ha tenido que ser* y *Julito el pescador*, gracias a las cuales se vincula al trabajo de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) en la serie *La Botija* y en el Minint en sus estudios fílmicos en espacios como *Día y Noche*, *Patrulla 444* y *Tras la Huella*. Entre sus reconocimientos y distinciones se cuentan: Artista de Mérito del Icrt; Placa y Reconocimiento del Ministerio del Interior por su destacada labor artística; Reconocimiento como director de la Cruzada artística en homenaje al centenario de la muerte de José Martí; Medalla por el aniversario 40 de las FAR; Medalla Raúl Gómez García; Medalla José María Heredia; Sello Laureado por la Cultura Nacional; Distinción Gitana Tropical; Distinción Giraldilla de La Habana; Réplica del machete de Máximo Gómez y diversos Premios Caracol por sus brillantes actuaciones en varias telenovelas, seriales y festivales de la televisión y la radio cubanas.