TELEVISIÓN CUBANA 78375311 , 78369248 , 78316030 opinionpublica.tvc@icrt.cu
 
CARTELERA
DE LOS CANALES NACIONALES

TELEVISIÓN FUNDACIONAL.1951-1953. Educación, ballet y música sinfónica

 

Entre 1948 y 1952, Raúl Roa García (La Habana. 18 de abril de 1907- 6 de julio de 1982) formó parte de la Dirección de Cultura del Ministerio de Educación, sumando a su vasta formación cultural y vocación social una visión renovadora que expandió disímiles estrategias educativas-culturales a los soportes mediáticos, las salas teatrales y los  escenarios menos tradicionales, permitiendo su acceso a los menos favorecidos. 

Dos meses después de inaugurarse CMQ TV (Canal 6) – desde febrero de 1951- el Ministerio de Educación tuteló los contenidos de UNA HORA DE ARTE Y CULTURA/MENSAJE DE ARTE PARA EL PUEBLO, emitido  cada  domingo - primero a las siete y treinta y finalmente a las ocho de la noche-. 

Inicialmente, su producción y dirección estuvo a cargo de José Antonio Alonso, para abril de 1952 estas funciones las realizaba el pintor y dramaturgo Justo Rodríguez Santos, acompañado en la escenografía por Luis Márquez.

Su formato televisivo - similar a una revista variada- le permitía a este proyecto alternar las entrevistas a personalidades de la educación y la cultura, dramatizaciones varias, representaciones de ballets y conciertos de música sinfónica.

Todo ello gracias a la cobertura progresiva de esta cadena de televisión de señal abierta;  fueron  vistos en las provincias más distantes por televidentes de todas las clases sociales y niveles de formación educativo-cultural.   

En una sociedad donde el arte era sustentado por instituciones creadas por las clases sociales más poderosas, el ballet clásico era uno de los productos culturales orientados a las minorías más ilustradas. En consecuencia, su representación escénica en la televisión democratizaba su acceso y lo ponía al alcance de las multitudes, sin exigir vestuarios exquisitos ni pago elevado de taquilla.

Así, pocos años después de constituirse como compañía, el Ballet de Alicia Alonso apareció en nuestra pantalla chica en múltiples oportunidades:  23 de septiembre de 1951,  17 y 24 de agosto de 1952 y  8 de febrero, 31 de mayo y 7 de junio de 1953, con  escenas de ballets famosos interpretados fundamentalmente por la primera bailarina Dulce Wohner.  

Otros programas de esta televisora presentaron escenas de la propia Alicia Alonso, protagonizando sus roles más destacados.

Tras su escenificación en CMQ TV, otras plantas de televisión incluirían también algunas escenas de esta disciplina artística.

En la escala artística de entonces, junto al ballet, la música sinfónica reservaba su disfrute para las clases más elitistas.

Las agrupaciones más utilizadas en este espacio televisivo fueron la ORQUESTA SINFÓNICA DE LA HABANA y nuestra ORQUESTA FILARMÓNICA que, al presentarse en una televisora generalista como CMQ TV, potenciaron sus interpretaciones en la población cubana con menor promedio de escolaridad y formación cultural.

Las múltiples presentaciones de estas selectas agrupaciones en este espacio televisivo muestran la intencionalidad de crear nuevos hábitos de consumo cultural o, al menos, disminuir el desconocimiento y distanciamiento de la gran mayoría de las audiencias por esta manifestación.

Ejemplos:

1951:

28 de octubre. ORQUESTA FILARMÓNICA dirigida por Paúl Czsonka ofrece concierto de música contemporánea.

11 y 18 de noviembre. La soprano Marta Pérez canta ante las cámaras, acompañada por nuestra ORQUESTA FILARMÓNICA.

1952:

13 de enero. La ORQUESTA FILARMÓNICA presenta un concierto.

27 de enero. Presentan al Conjunto de Cuerdas del Instituto Nacional de la Música.

9, 16 y 30 de marzo y 20 y 27 de abril. Interpretaciones de la ORQUESTA FILARMÓNICA, dirigida por Paúl Czonska.

23 de diciembre. ORFEÓN INFANTIL, mexicano.

1953:

Primero de febrero. La ORQUESTA SINFÓNICA de Venezuela, dirigida por el cubano Alberto Bolet, ofrece un recital martiano interpretado por  Dalia Iñiguez, el cual fue considerado por la crítica como emotivo.

18 de febrero. Se estrena la Sinfonía inconclusa de Schubert; ocasión donde la soprano Gladys Romey interpreta tres canciones, junto a la ORQUESTA SINFÓNICA del Ministerio de Educación, dirigida  por Alberto Bolet.

22 de marzo. Se presenta la Banda del Ejército de EE.UU. que también ofreció conciertos en espacios públicos de la ciudad.

29 de marzo. La ORQUESTA FILARMÓNICA estrena la Sinfonía 4 en Sol Mayor de Dvorak, la cual recibió una fuerte crítica: "una sinfonía completa NO puede ofrecerse por la TV”.

19 de abril. MARTÍ EN ESPAÑA, libreto de Antonio Palacios. Incluía  pasajes teatrales y operetas de la época como La favorita, El barberito, Gigantes y Cabezudos. Critican su estreno tres años después de la muerte de José Martí. El actor Julio Capote replica el rol de Martí joven, que había interpretado en el filme cubano-mexicano LA ROSA BLANCA.

7 de junio. Dedicado a la música y a la danza. En su elenco compartieron la bailarina Dulce Wohner, las sopranos  Marta Pérez y Gladys Romey y el cantante Rene Cabel.

Como sucedió con el ballet, otros espacios de las televisoras comerciales habaneras ocasionalmente ofrecían conciertos de la llamada música clásica.

Estos fueron los primeros pasos en la democratización del acceso de nuestros televidentes a las disciplinas artísticas más elitistas de la época.

La política cultural del Gobierno Revolucionario, instaurado desde 1959, derrumbaría estas barreras. 

 

Mayra Cue Sierra